Auto de subdirector del Hospital de Changuinola obstruye acceso a mujer en silla de ruedas

Auto de subdirector del Hospital de Changuinola obstruye acceso a mujer en silla de ruedas
El vehículo moderlo Montero Sport de 2019 fue estacionado al lado de la rampa del hospital. Foto/Cortesía

Una mujer que llevaba a su madre para una cita médica, se encontró con que no podía acceder al Hospital, porque había un vechículo estacionado justo a un lado de la rampa de acceso para personas en silla de ruedas.

“Hasta cuándo esta lucha”, es la expresión de una usuaria del sistema público de salud, quien denunció a través de un video, cómo un vehículo obstruyó el acceso para pacientes en silla de ruedas del hospital Dr. Dávila Mena de Changuinola.

La mujer ingresaba a la instalación para llevar a su madre a una cita, cuando encontró que un carro con placa BP6433 permanecía estacionado al lado de la rampa para el acceso de las sillas de ruedas.

Tras difundirse el video, este medio confirmó que la camioneta Montero Sport de 2019 es propiedad, nada menos que, del subdirector del Hospital, Elvin José Castillo López.

El médico está contratado de forma permanente en la planilla de la Caja de Seguro Social desde 1999, con un salario mensual de 4,294 dólares.

Y de acuerdo con el artículo 61 la Ley 15 del año 2016 puede ser sancionado. En este artículo, la Ley detalla que es responsabilidad de los municipios sancionar a personas y empresas, por impedir la accesibilidad física y medios de transporte a las personas con discapacidad.

Las multas, según la ley, son de 1,000 dólares  a 5,000 dólares la primera vez, y en caso de reincidencia, 5,000 a 10,000 mil dólares. Los fondos recaudados por las multas impuestas se destinarán a una cuenta especial de la Secretaría Nacional de Discapacidad.

Una Respuesta
  1. Y? lo sancionaron? lo sancionarán?
    Qué hará este medio de comunicación, que ha servido como canal para que nos enteremos de esto? (porque esperar que a la señora víctima de esto, le hagan caso; es por gusto, con la clase de autoridades que tenemos. Más temor le tienen, si acaso; a la prensa)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *