Mundo
Los agresores sexuales infantiles están sin control alguno, mientras las empresas de tecnología miran hacia otro lado
,

Los agresores sexuales infantiles están sin control alguno, mientras las empresas de tecnología miran hacia otro lado

Las hermanas tienen miedo de que las reconozcan. Una se dejó crecer un flequillo y empezó a usar sudadera con capucha. La otra se tiñó el cabello de negro. Ninguna de las dos quiere verse como lucían cuando eran niñas. (más…)