Naviera Maersk busca potenciar su negocio en tierra a través del almacenamiento en frio

Naviera Maersk busca potenciar su negocio en tierra a través del almacenamiento en frio
La naviera Maersk ha manifestado su plan de expansión en la cadena de suministro en tierra.

El gigante naviero Maersk espera que sus operaciones de terminales y logística terrestre constituyan una parte más importante de sus futuras ganancias.

Maersk, planea centrarse en servicios premium como el almacenamiento en frío y soluciones digitales para evitar competir con sus propios clientes de transporte de bienes a medida que se expande en el negocio del transporte terrestre, informó WTVB.

Desde que anunció una nueva estrategia en 2016, que incluía la venta de su negocio energético, Maersk se ha centrado menos en la cuota de mercado y más en la rentabilidad y la reducción de costos en su negocio de contenedores y logística.

Ahora espera que sus operaciones de terminales y logística terrestre, es decir el negocio no marítimo, constituyan una parte más importante de sus futuras ganancias. En 2018, la actividad de transporte marítimo representaba casi el 80% de los ingresos principales.

Mientras que Maersk moviliza alrededor de uno de cada cinco contenedores enviados a través del océano, se ocupa del transporte terrestre desde los puertos hasta los y centros de almacenaje distribución para menos de una cuarta parte de sus clientes.

“En comparación con las otras líneas navieras, nuestra participación en el negocio terrestre es menor en porcentaje”, dijo Engelstoft.

Sin embargo, en lugar de invertir en camiones de carga y amenazar el negocio principal de las grandes empresas de transporte terrestre – muchos de los cuales son los propios clientes de Maersk – Engelstoft señaló a las llamadas “cadenas de frío” como una inversión más atractiva.

El transporte de bienes en una “cadena de frío” significa mantener los productos perecederos, como las frutas o la carne, refrigerados durante todo el viaje para mantenerlos frescos durante más tiempo.

Engelstoft mencionó que Costa Rica, un importante exportador de piñas y bananos, podría beneficiarse de una cadena de frío entre sus plantaciones de banano y la recién inaugurada terminal de contenedores de Maersk en la costa caribeña.

Maersk está muy interesado en evitar que sus clientes se vean perjudicados en sus negocios de transporte terrestre, ya que desarrolla más soluciones personalizadas de extremo a extremo. Por ello, se arriesga a tomar negocios de algunos de los mayores freight-forwarders del mundo como DHL Logistics, Kuehne & Nagel, DSV Panalpina y DB Schenker.

“Por supuesto, Maersk debe estar atento al hecho de que una gran parte de nuestro negocio está destinado a los freight forwarders”, dijo Engelstoft.

“El enfoque principal en el nuevo Maersk no es el negocio tradicional de transporte de bienes. Estamos mucho más interesados en cosas como almacenes frigoríficos, datos y soluciones digitales”, añadió.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *