,

Cómo hacer contactos desde casa

Cómo hacer contactos desde casa
Aunque las reuniones del equipo y las convenciones de las industrias se han mudado al ámbito digital, la pandemia ha abierto tantas puertas como las que ha cerrado. Ilustración: Joohee Yoon/The New York Times

Tal vez nunca te sentiste cómodo al hacer contactos en la oficina o al comenzar una conversación mientras te comías tu almuerzo empacado en alguna convención, pero después de medio año de trabajar dentro de tus propias cuatro paredes, ah, ¡la oportunidad de conocer nuevas personas!

Con pandemia o sin ella, para las personas que desean acelerar su aprendizaje sobre nuevos temas, fortalecer las perspectivas de su carrera o cumplir metas sociales, “hacer contactos es la base para encontrar oportunidades y explorarlas”, de acuerdo con Miranda Kalinowski, jefa de reclutamiento global de Facebook. Por fortuna, aunque las reuniones del equipo y las convenciones de las industrias se han mudado al ámbito digital, la nueva normalidad ha abierto tantas puertas como las que ha cerrado.

Expande tu red de contactos

Las conexiones pueden y deben provenir de cada faceta de tu vida, incluidos tus grupos cívicos, escolares y sociales, dice Kalinowski. También pueden ser descubiertas en nuevos entornos, tal vez en las caminatas que das por el vecindario para romper con la rutina de trabajar desde casa. Las personas que contactes podrían estar más abiertas a conectar ahora, afirma Kalinowski, porque ya no se trasladan a la oficina ni hacen viajes de negocios y tienen más tiempo para hablar.

Si las personas que ya están en tu red son muy similares a ti en educación, raza, geografía e industria, enfócate en diversificar tus contactos, sugiere Amy Waninger, autora de “Network Beyond Bias”. También está bien unirse a grupos que “no son ‘para ti’”, asegura. “Di que estás en ellos para escuchar y aprender, y hazlo”. Por ejemplo, las mujeres podrían querer que los hombres asistan a sus conferencias para que escuchen los problemas que enfrentan, “no para decirnos qué hacer”, señala, sino para que puedan ayudar a arreglar el ambiente en el trabajo.

Kalinowski dice que también puedes diversificar tu red buscando más “fricción cognitiva”, es decir, conectando con personas que tienen maneras diferentes de abordar los problemas y resolver las cosas o que tienen prioridades o valores distintos.

Que no te limite la geografía

La pandemia ha equilibrado las oportunidades de alguna manera, afirma Tiana S. Clark, quien ha trabajado como analista de inteligencia de la Fuerza Aérea, maestra de escuela pública y ahora, en Chicago, como directora de ventas de Microsoft. Las personas ya no están atadas por una ubicación, circunstancias financieras u obligaciones personales que antes les impedían asistir a conferencias o unirse a eventos después del trabajo.

Según Clark, hacer contactos desde casa puede incluso ofrecer interacciones de mayor calidad porque “estás contactando a alguien de manera intencional, a alguien sobre quien has investigado un poco con antelación, no solo estás iniciando una conversación con cualquier persona con la que te encuentres en una conferencia”.

Hay una gran cantidad de organizaciones en línea basadas en áreas profesionales específicas o en intereses compartidos a las que te puedes unir. Algunas de las que Kalinowski recomienda son Fairy Godboss y Power to Fly, que conectan a mujeres con vacantes y asesoría para desarrollar sus carreras, y Stack Overflow, enfocada en que los desarrolladores de software aprendan y compartan sus conocimientos de programación, y que analicen oportunidades de empleo. LinkedIn recomienda grupos y boletines que podrían ser de interés con base en tu perfil y hace poco comenzaron a desplegar sugerencias de “voces de personas negras a las que seguir y dar difusión” en la sección My Network de la aplicación. Muchas universidades tienen clubes locales de egresados que ahora realizan reuniones y conferencias en línea.

“Investiga algunas opciones, prueba una y ve si es útil”, aconseja Kalinowski. Si no lo es, intenta con otra.

Presentaciones

La mejor manera y la más sencilla de conocer a alguien es que un contacto mutuo los presente y destaque lo que tienen en común. Si necesitas establecer contacto con alguien que no conoces, Kalinowski recomienda dirigirse a esa persona comentando algún contenido suyo, como una publicación en un blog que haya escrito, para iniciar una conversación, en lugar de solo aparecerte con una solicitud.

Cuando sí solicites algo (por ejemplo, información sobre el trabajo de una persona o su industria), investiga un poco sobre el tema y pide la opinión de esa persona sobre lo que averiguaste, en lugar de pedirle que te lo explique todo. “No le dejes todo el trabajo”, sugiere Kalinowski. Y, por supuesto, no pidas información que esté disponible en internet.

La primera impresión (en línea) es importante

La manera en la que te presentas puede hacer la diferencia entre recibir una respuesta y ser ignorado, asegura Clark, así que, cuando ella se pone en contacto con alguna persona que no conoce, envía lo que llama una “narrativa de marca”, un resumen de una página de quién es ella, su experiencia profesional, sus atributos personales y los logros de los que está más orgullosa. Considera que esto ofrece un vistazo más rápido y holístico que un currículo, el cual se enfoca principalmente en la trayectoria profesional.

El objetivo es compartir aquello de lo que estás orgulloso e “inspirar a la persona a que se reúna contigo y te conozca mejor”, menciona. Incluir más aspectos de ti aumenta las probabilidades de encontrar algo en común.

Hazlo ahora

Comienza tal vez con la meta de entrar en contacto con una nueva persona cada semana aun si te sientes satisfecho con tus contactos existentes. De hecho, el mejor momento para construir tu red es cuando menos lo necesitas, de manera que ya cuentes con una red de apoyo sólida cuando requieras ayuda.

“Es como aumentar tu calificación crediticia para poder obtener un préstamo cuando lo necesites”, dice Waninger.

Incluso quienes están bien establecidos en sus campos deberían analizar el estado de sus contactos. Las redes pueden debilitarse, asegura Kalinowski, y un “enfoque fresco” puede ser vigorizante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *