Cuerpos en fosa común en la comarca eran miembros de una misma familia

Cuerpos en fosa común en la comarca eran miembros de una misma familia
Las víctimas fueron rescatadas y enviadas a centros hospitalarios. Foto: Minseg

Uno de los responsables de la masacre era el padre de la mujer embarazada

El Ministerio Público informó este 16 de enero que los siete cadáveres encontrados en una fosa común en Alto Terrón de Santa Catalina, comarca Ngäbe-Buglé son seis menores y un adulto. 

Según las autoridades confirmaron que los cuerpos son de menores de edad de 1, 3, 9, 9, 11 y 17 años. Además de una mujer adulta que estaba embarazada de aproximadamente 4 a 6 meses y quien era la madre de cinco de los menores. Además una vecina de la víctima.

Todos los cuerpos fueron reconocidos por los familiares y el Ministerio Público dio la orden de sepultarlos nuevamente por el estado que se mantenían.

Víctimas:

Bellin Flores de 33 años

José Ilario González Ríos de 17 años

Ladys González Ríos de 9 años

Daisy Mariela González de 10 años

Daniel González de 3 años

Efrayn González Flores  de 1 año

Inés Urriola Blanco de 9 años

Relacionado: Exhuman siete cadáveres de fosas donde operaba secta religiosa

Detenciones 

Nueve adultos y un menor de edad son los presuntos responsables de los crímenes en Alto Terrón.  Entre los adultos hay una mujer.

Los presuntos autores del hecho han sido aprehendidos y serán llevados ante el Tribunal de Garantías en Bocas del Toro entre este viernes 17 y el sábado 18.

Otras 18 personas rescatadas reciben atención mediante la Unidad de Protección a Víctimas, Testigos, Peritos y demás intervinientes en el Proceso Penal (UPAVIT) del MP.

El fiscal Superior Rafael Baloyes manifestó que al llegar al sitio por las denuncias se encontraron a las personas retenidas en contra de su voluntad, inclusive había una mujer desnuda al momento de la llegada de las autoridades. Baloyes manifestó que los líderes de la secta le quitaban la vida a quienes “no se arrepentían de sus pecados”.

El funcionario confirmó que al parecer se ubicó a la familia y  fue llevada para ser torturada y  posteriormente asesinados.

Al parecer el móvil era el credo. Uno de los autores de la masacre era abuelo de los menores según las investigaciones del MP. La familia, cinco menores, la madre y una vecina asesinados, practicaban el catolicismo.

Aún no se ha determinado la causa de muerte de las víctimas. Primeros datos indican que los cuerpos mantenían golpes, quemaduras y heridas con arma blanca.

 

 

Una Respuesta
  1. Y a dónde están las autoridades comarcales que se creen que esa es una monarquía. Son tan culpables como los asesinos.
    Que les caiga todo el peso de la ley

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *