Panamá suspende festival de cine en medio de temores por el coronavirus

Panamá suspende festival de cine en medio de temores por el coronavirus

La presencia del virus, que también afectó otras actividades culturales y deportivas, causó temor en la población, que desde el anuncio de la primera muerte abarrotó supermercados.

Panamá suspendió este miércoles el festival internacional de cine (IFF) previsto para fines de este mes, tras la orden del gobierno de cancelar actividades masivas para frenar la expansión del nuevo coronavirus, que ya suma 11 casos en el país con un fallecimiento el martes.

La presencia del virus, que también afectó otras actividades culturales y deportivas, causó temor en la población, que desde el anuncio de la primera muerte abarrotó supermercados y agotó productos para prevenir el contagio en varios puntos de la capital.

Sobre el encuentro cinematográfico, programado inicialmente entre el 26 de marzo y el 1° de abril, la organización informó en un comunicado: “Hemos decidido posponer la novena edición de IFF Panamá con el fin de minimizar el impacto del COVID-19 en nuestra nación. Próximamente estaremos anunciando nuestras nuevas fechas”.

Un concierto de Rubén Blades organizado por la Administración del Canal de Panamá también fue suspendido como consecuencia del coronavirus.

Igualmente, el Ministerio de Educación suspendió las clases en todo el país hasta el 20 de marzo, con la posibilidad de extender la medida hasta el 7 de abril, para frenar la propagación del COVID-19.

El fallecido por el virus enseñaba en el colegio Francisco Beckman. “El problema se ha salido de las manos”, dijo el profesor Jorge Luis Núñez, porque su colega infectado tuvo contacto con unos 200 docentes y los estudiantes de la institución.

“El profesor muere y después confirman que tenía coronavirus, pero resulta que tuvimos 4.200 estudiantes en el colegio”, advirtió. Entre los contagiados hay dos profesores de la institución.

En medio de los anuncios de medidas, la población panameña se volcó a los supermercados en busca de productos con los que contener el avance del virus, agotando en varios puntos las mascarillas y el alcohol en gel.

“Nos sentimos un poco preocupado que la situación empeore como en otros países, por eso estamos tratando de tomar medidas preventivas”, dijo Bárbara Garrido, ama de casa, mientras hacía compras en un supermercado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *